Seguros de automóvil: ¿cuál te conviene?

Antes de contratar tu seguro, es fundamental que compares entre varias alternativas. No lo veas como un gasto de tiempo, sino como una inversión. ¡Así conseguirás una póliza adaptada a tus necesidades! Y para ello hay una serie de puntos a tener en cuenta:

 

  • Piensa qué coberturas necesitas (de verdad). Según aumentes las coberturas, lo hará igualmente la prima que pagas.

¿Robo? Si tu coche “duerme” en garaje o tiene cierta antigüedad y no resulta apetecible para los amigos de lo ajeno, tal vez puedas ahorrártela.

¿Incendio? Salvo que vivas en una zona muy insegura o de riesgo meteorológico, también puedes ahorrártela.

¿Vehículo de sustitución? Si no eres un profesional del volante y durante el tiempo que estás sin coche te pueden prestar uno o tienes la opción de ir en transporte público, no es una cobertura indispensable.

  • ¿A todo riesgo o a terceros? Frente a la gran pregunta, no hay una respuesta definitiva. Aunque, en general, se recomienda un seguro a todo riesgo durante los tres primeros años del coche porque en caso de siniestro se recuperaría gran parte de su valor. Y un seguro a terceros, a partir del cuarto año.
  • ¿Con franquicia o sin franquicia? Si te consideras un buen conductor, puedes abaratar tu seguro con una franquicia (tú te haces cargo de las reparaciones hasta una cantidad determinada).
  • Apóyate en los mediadores. En caso de dudas, puedes acudir a un mediador de seguros de confianza. No supondrá mayor coste para ti como asegurado y te ayudará antes, durante y después de la contratación de tu póliza.

 

Con estos consejos, ¡seguro que aciertas!

Car insurance

 

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Website