5 malas prácticas y efectos que ocurren durante la conducción

¿Estás seguro de que no haces ninguna mala práctica durante la conducción o sabes que haces algo mal y realmente no te preocupa demasiado?

Si estás haciendo alguna mala práctica o no estás muy seguro de ello, mejor sigue leyendo, porque lo que te contaremos está súper interesante.

Algunos efectos por malas prácticas al volante:

Efecto elefante:

Esto es lo que ocurre cuando se está en el asiento trasero sin cinturón de seguridad y hay un frenazo brusco. Te lo explicamos mejor: este efecto es solo física… Una persona que tenga unos 50 kg de peso, puede producir una fuerza de 3.000 kg contra la plaza delantera cuando hay un choque de apenas unos 50 km/h. Al final, lo que sucederá es que no solo se lesionará la persona que está en el asiento trasero, sino también la del asiento delantero porque tendrá un impacto de unas 3 toneladas desde la parte trasera. Para evitarlo, es sencillo, todos los pasajeros deberán usar el cinturón de seguridad.

Efecto acordeón:

Este efecto es muy común y seguro que todos lo hemos vivido. ¿Sabes por qué cuando estás el último en un atasco, la circulación se reanuda con más retraso? Se trata de un efecto visual, el cual parece un acordeón cuando se estira. Lo que sucede es que, en una larga fila de coches, el primero arranca su vehículo, el segundo tarde aproximadamente 1 segundo en reaccionar, el tercero igual… ahora, imagina estar de último en una fila de unos 2.000 coches, puede que tardes como media hora en arrancar. Qué movida, ¿no? Para evitarlo, solo es necesario estar más atento al volante.

La disparidad de velocidades provoca el efecto acordeón, mientras que una velocidad homogénea de los vehículos que comparten la vía aumenta la fluidez.

Efecto mirón

¡Cotillas y más cotillas! Este efecto es lo más básico que hay. Cuando algo ocurre en la vía, la mayoría disminuye la velocidad porque quieren ver qué ha sucedido, lo que ocasiona un gran retraso en la circulación. Este efecto hasta puede ocasionar nuevos accidentes debido a la distracción. ¿Cómo se evita? Sencillo, no seas tan cotilla.

La DGT nos invitan a evitar los despistes, porque 15 segundos equivalen a recorrer 500 metros “a ciegas”.

Efecto dominó

Seguro ya habías escuchado de este efecto. Se trata de una reacción en cadena, suele suceder cuando ocurre una detención repentina o un accidente y otros conductores no son capaces de detener su vehículo a tiempo, impactando con el que le precede. Para evitar este efecto es muy importante mantener la distancia de seguridad y tener en cuenta las condiciones meteorológicas, porque en casos como lluvia o nieve, el coche se puede deslizar y, ocasionar una colisión, aunque se frene a tiempo.

Efecto túnel

¿Sabes qué ocurre cuando conduces con excesiva velocidad? Se reduce tu campo de visión lateral tal como si estuviéramos circulando por un túnel. Es decir, si estás circulando a unos 35 km/h el campo de visión abarca unos 104 grados en horizontal y 110 grados en vertical, pero si aumentamos la velocidad a unos 130 km/h el campo de visión se reduce a unos 30 grados y, además, pierdes nitidez periférica. Algo como lo que vemos en esta imagen…

Para evitar este efecto, solo será necesario conducir a una velocidad moderada.

¿Qué te han parecido estos efectos? Déjanos tu comentario si te ha gustado este artículo.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Website