Diésel vs Gasolina

A la hora de decidirte por la compra de un coche de diésel o gasolina, debes considerar múltiples detalles, como los kilómetros que vas a realizar, el tipo de uso que le vas a dar al vehículo o incluso, tu póliza de seguro. A continuación, hablaremos sobre las principales ventajas y desventajas de ambos combustibles que alimentan a los motores de combustión interna (ICE), y te ayudaremos a que elijas la mejor opción.

 

foto 1

El precio de un modelo puede variar según las motorizaciones que ofrezca.

 

¿Qué combustible rinde más?

Los actuales motores diésel suelen venir acompañados de la tecnología Common Rail, uno de los sistemas de inyección de combustible más fiables que existen actualmente. Este sistema ofrece un rendimiento óptimo, tanto en el consumo como en la reducción del ruido de motor. Por otra parte la estadística nos desvela que los motores de gasolina se averían con más frecuencia, aunque la reparación de un diésel siempre será más cara (alrededor de un 5% más) Por el contrario, en cuanto al rendimiento de aceleración y potencia entre ambas motorizaciones en igualdad de condiciones, siempre será mejor el de gasolina.

¿Qué sale más caro?

Los diésel son más caros porque la mecánica de los motores es más compleja, además con la inclusión del turbo o del Common Rail, al final se acaba pagando ese nivel de sofisticación. En cuanto a la selección del seguro de coche, las compañías comparan y analizan principalmente factores como la edad del conductor, los años de antigüedad del coche, su uso o la potencia del motor. En cuanto al tipo de motor, la mayoría de aseguradoras no establecerá una gran diferencia de precio entre uno u otro.

Para poder calcular la rentabilidad en cuanto al uso de los carburantes, tendrás que hacer números sobre los kilómetros que vas a realizar, los diferentes precios entre modelos diésel y gasolina y las diferencias medias de gasto de combustible. Otras opciones que te servirán como herramientas de apoyo a tu decisión de compra son los comparadores online, que te aportarán cifras posibles de ahorro, o apps para encontrar carburante barato, como Gasall o Gasofa.

 

foto 2

La elección entre un motor u otro puede depender de los kilómetros al año que recorras.

 

En definitiva, ¿cuál es la mejor opción?

Lo primero que tienes que tener en cuenta es la relación de rendimiento con los kilómetros recorridos. De esta forma, si ruedas entre los 20.000 y los 25.000 km al año y piensas aguantar con tu coche durante muchos años, el diésel debería ser tu elección más rentable.

No obstante, debido a la emisión de gases contaminantes y a las restricciones legales en cuanto a su uso, los motores diésel tienen un futuro mucho más negro, y a la larga dejará de ser una opción rentable. Y más aún, cuando el futuro de la automoción parece que va definitivamente encaminado a la tecnología híbrida y eléctrica. Por todo ello, pensando en el día de mañana, un buen motor de gasolina cumplirá todas tus expectativas. Aunque indiscutiblemente, son los modelos eléctricos e híbridos los que menos quebraderos de cabeza te van a dar.

Y recuerda que, independientemente del motor que elijas, mantenerlo en buen estado es esencial para prolongar la vida útil de tu vehículo y rentabilizar al máximo su uso. Por eso antes de realizar un trayecto largo en tus vacaciones de verano, ven a Euro Repar Car Service a realizar el cambio de aceite y filtro y además de evitar posibles roturas del motor, te llevarás un gran regalo valorado en más de 250€. ¿Te lo vas a perder?

 

foto 3

Mantener el motor en buen estado es la clave para rentabilizar al máximo tu vehículo.

El neumático ideal para cada ocasión

Cuando hablamos de neumáticos, más allá de las marcas, medidas y tamaños, existen distintas tipologías en cuanto a las características constructivas y de diseño. Para que hagas la elección perfecta a la hora de cambiarlos, te vamos a mostrar las peculiaridades de cada tipo y sus principales ventajas.

 

foto 1

Diferencia entre un neumático de perfil ancho y otro de perfil bajo.

 

Diferentes tipos de neumáticos

Neumáticos de verano: pensados para rodar en época estival, la goma de estos neumáticos está pensada para incrementar la adherencia en asfalto con altas temperaturas, reducir la resistencia  a la rodadura y permitir una conducción suave y precisa.

Neumáticos de invierno: cuentan con unos compuestos especiales y láminas incrustadas en la banda de rodadura que lo hacen perfecto para circular en terrenos nevados o sobre mojado cuando la temperatura es inferior a 7º C. Más recomendable y sencillo que utilizar cadenas.

Neumáticos 4×4: dependiendo del uso que queremos darle a nuestro todoterreno, tenemos neumáticos de carretera (80/20), con carcasa blanda y dibujo diseñado para una óptima evacuación del agua; neumáticos mixtos (50/50), con flanco reforzado y un dibujo más agresivo para una conducción eficiente en barro y nieve; y neumáticos de campo (20/80), con carcasa rígida, flancos ultra reforzados y un dibujo de gran profundidad, ideal para terrenos sin asfaltar.

Neumáticos de perfil bajo y ancho: también podemos categorizar neumáticos dependiendo de su perfil. Los de perfil bajo proporcionan un mayor agarre en seco y mejor frenado, pero también ofrece una mayor resistencia al asfalto por lo que se incrementa el consumo de carburante. Los neumáticos de perfil ancho cuentan con una mayor anchura de la goma y son más baratos que los primeros.

Neumáticos runflat: también llamados antipinchazos, este tipo de neumático cuenta con unos flancos ultra reforzados, de esta forma cuando se produce un pinchazo empieza a liberarse el aire y la presión poco a poco, permitiendo conservar el control del vehículo.

Neumáticos tubuless: neumáticos sin cámara interior. En caso de pinchazo mantiene mejor la presión del aire, que al estar dentro del neumático en contacto directo con la llanta optimiza la emisión de calor.

Neumáticos verdes: también conocidos como neumáticos ecológicos o de bajo consumo, en su fabricación se utilizan compuestos especiales y un diseño del dibujo que ayuda a mejorar la resistencia al rodamiento y con ello, se consigue disminuir el consumo de gasolina. Una goma con 45.000 km de recorrido podría ahorrar hasta 200 l. de combustible.

Neumáticos recauchutados: son aquellos en los que existe un aprovechamiento de la carcasa, sustituyendo la banda de rodadura. Su uso está indicado para gomas que acumularán muchos kilómetros en poco tiempo, por lo que ahora solo está destinado a aviones, camiones y camionetas.

Neumáticos radiales: la armadura del neumático se compone de capas radiales, formando una especie de tubo que da forma a la carcasa y se remata en la parte superior por telas de cables metálicos cruzadas.

Neumáticos en diagonal: estos neumáticos disponen de varias capas textiles de forma oblicua en direcciones alternas. El número de capas depende del tamaño del neumático y de la carga que soporta. El número y grueso de las capas es el mismo en la banda de rodadura que en las bandas laterales.

 

foto 2

Los neumáticos runflat presentan los flancos reforzados.

 

Un vínculo esencial entre el vehículo y la carretera

El neumático es un elemento de seguridad primordial porque es el único vínculo que existe entre el coche y la carretera. Un neumático en buen estado garantiza una buena adherencia incluso sobre mojado, un comportamiento impecable en las curvas y una frenada eficaz. Además, asegura tu confort al volante y optimiza el consumo de carburante.

Por eso, antes de empezar tus vacaciones de verano, revisa el estado de tus neumáticos en Euro Repar Car Service y disfruta de una amplia oferta, el mejor asesoramiento profesional y la garantía de un precio justo.

 

foto 3

Diferencia entre un neumático radial y otro diagonal

Cambios en la ITV

El pasado 20 de mayo de 2018 entró en vigor la nueva norma de la ITV, que incluye cambios significativos como la utilización de herramientas que permiten la lectura en la centralita de los vehículos.

De esta forma, el nuevo Real Decreto se aplica por igual en todas las comunidades autónomas. Pero, ¿cómo te afectará la nueva regulación de la inspección técnica? No te preocupes, ahora mismo te lo contamos.

 

foto 1

La nueva norma de la ITV presenta cambios significativos con respecto a la anterior.

 

Las claves de la nueva ITV

Cambio de estación: Si el resultado de la inspección es desfavorable, la nueva ITV te permite cambiar de estación para realizar de nuevo la inspección dentro de los plazos establecidos.

Adelantarte a la fecha: Se podrá realizar la inspección hasta un mes antes de la fecha de vencimiento. Una vez superada la revisión, se marcará la fecha máxima previa de la próxima inspección.

Diagnóstico a bordo: La nueva ITV incluye dispositivos de lectura del sistema de diagnóstico a bordo (OBD) para unidades matriculadas a partir de 2006. Los vehículos anteriores a esa fecha están exentos y todas las estaciones europeas están obligadas a disponer de este sistema.

Verificación de datos: Se identificará al vehículo por el VIN o número de bastidor, kilometraje registrado, sistemas electrónicos de estabilidad (ESC), sistema antibloqueo de frenos (ABS), sistemas de retención, señalización y alumbrado, etc.

Detección de manipulaciones: Se buscará posibles manipulaciones tanto del motor como electrónicas, la válvula EGR o el filtro antipartículas mediante una lectura digital del ordenador de a bordo.

Coche clásico: La nueva norma de la ITV estipula que para matricular un coche clásico tendrá que cumplir 30 años en vez de 25, como ocurría hasta ahora.

Vehículos importados: Si has comprado tu vehículo en otro país europeo, para pasar la ITV dependerá de la legislación y plazos de inspección del propio coche según el país de origen.

 

foto 2

Señal de una estación de ITV.

 

Otras cuestiones de interés

Aún no podemos saber si el precio de la ITV se encarecerá por la compra de nuevos equipos. Hasta que las estaciones no evalúen el impacto de las novedades, es imposible saberlo. Si las tarifas no están reguladas por una comunidad autónoma, serán los operadores los que fijen el precio. Pero si son las propias administraciones las que lo regulan, esas tarifas tendrán que ser negociadas.

Por otra parte, la nueva ITV ofrece a los técnicos un año de formación en el nuevo uso de máquinas, ya sea de forma presencial o telemática. Además, los inspectores en línea deberán tener como mínimo el título de Técnico Superior de Automoción.

Y ahora que sabes todo esto, ¿sabes cuál es la mejor forma de pasar una inspección técnica del vehículo? Pues muy fácil, ven a Euro Repar Car Service a realizar la pre-ITV y evita los inconvenientes y el coste de un informe desfavorable.

 

foto 3

La nueva ITV ofrece a sus empleados cursos de formación sobre nuevas maquinarias tanto de forma presencial como telemática.

Prototipos para adelantarse al futuro

Los grandes fabricantes y diseñadores de la automoción han intentado sorprender al público y adelantar el futuro mostrando sus logros a través del Concept Car: un prototipo de automóvil diseñado para presentar al público tendencias en tecnología y diseño de futuros automóviles.

En las siguientes líneas, mostraremos los prototipos que han marcado la historia automotriz en cuanto a diseño y tecnología o que incluso, pasaron a producirse comercialmente sin sufrir apenas cambios.

 

foto 1

El Buick Y-Job: el primer concept car de la historia.

 

Concepts cars que han marcado tendencia

Buick Y-Job (1938): Este modelo tiene el honor de ser el primer concept car de la historia. Harley Earl fue el responsable de diseñar sus líneas fluidas que marcaron el estilo de los Buicks durante bastantes años.

GM Firebird (1954): Obsesionados como estaban los americanos con la tecnología aeronáutica en los años 50, General Motors fabricó el primer prototipo de la serie Firebird, que tenía unas características más de cohete que de coche; como una turbina de gas que le proporcionaba unos 380 cv, aunque nunca fue probado a más de 160 km/h.

Aston Martin Carabo (1968): Considerado como precursor del estilo “wedge design”, Marcello Gandini diseñó las líneas de este modelo en forma de cuña. Construido sobre la base de un Aston Martin 33 Stradale, destacaba por su afilada silueta y por la apertura de sus puertas en tijera que años después heredaría el Lamborghini Countach.

Oldsmobile Aerotech (1987): Oldsmobile presentó en su día este Concept Car para batir todos los récords de velocidad posibles. Su carrocería ultra-aerodinámica alojaba un motor de 4 cilindros turboalimentado, capaz de proporcionar hasta 900 cv sobre un chasis de fórmula Indy. Se establecieron varios récords de velocidad, superando fácilmente los 400 km/h.

Ford GT 90 (1995): Inspirado en el Ford GT 40 de competición de los años 60, este modelo montaba un increíble motor V12 de 6 l. y 540 cv de potencia. Todas estas prestaciones permitían que este prototipo alcanzara los 378km/h.

Lamborghini Sesto Elemento (2010): El nombre de este concept car hace referencia al sexto elemento de la tabla periódica, el Carbono. Una decisión lógica, pues éste es el elemento empleado en toda su estructura. Presentado en el Salón de París de 2010, el Lamborghini más caro y rápido hasta el momento fue desarrollado a partir de un Gallardo LP 570-4, con un motor V10 de 5.2 l. y 370cv. Una auténtica maravilla de la ingeniería.

 

foto 2

El mítico Aston Martin Carabo, precursor del estilo “Wadge Design”

 

Del Concept Car al real car

En algunos casos, un prototipo que se presente en un salón del automóvil para medir la impresión del público puede tener tanto éxito, que la diferencia entre el concept car y el vehículo que se comercializa es mínima. Ahí están los ejemplos del Doge Viper de 1989 o del Porsche Boxer de 1993.

Y en el caso de tu vehículo, aunque ya no sea un prototipo, si quieres tener éxito en su mantenimiento, haz todas las revisiones pertinentes del verano y confía en la amplia red de Euro Repar Car Service, que cuenta con más de 600 talleres en toda España y con auténticos profesionales especializados en el mantenimiento y cuidado de tu coche.

 

foto 3

El éxito del concept car del Doge Viper fue tan rotundo que apenas hubo cambios de diseño con respecto al modelo que empezó a comercializarse.

La nostalgia de los coches retro

Existen hechos y situaciones que nos llevan a nuestra más tierna infancia, que dejan huella en nuestra memoria o que, incluso, forman parte de nuestra personalidad. Por ejemplo, los auténticos apasionados del motor recordarán con cariño y nostalgia una serie de coches vintage que pertenecieron a una época que no se volverá a repetir. A continuación, recordaremos aquellos vehículos clásicos de los 60 a los 80 que han marcado a más de una generación en nuestro país.

 

FOTO 1

El Seat 600 es el clásico español por excelencia

 

Los clásicos que marcaron tendencia en España

Seat 600: La marca de automoción española comercializó este coche basándose en el éxito del Fiat 600, y no se equivocó: el Seat 600 fue el primer vehículo de la inmensa mayoría de las familias españolas del baby boom, convirtiéndose en el clásico español por excelencia.

Volkswagen Beetle: Quizá el modelo que más tendencia ha marcado. Gracias a su diseño especial, se ha convertido, probablemente, en el modelo con más versiones del mundo. A día de hoy, su estilo claro y definido sigue triunfando.

Renault 8: Desde los años 60 hasta bien entrado los 70, el Renault 8 aumentó exponencialmente su producción y comercialización en España, consiguiendo situar a la marca francesa en segunda posición. Solo el Seat 600 vendió más unidades.

Ford Escort: Uno de los modelos americanos que más éxito ha tenido en el mercado europeo, donde se han comercializado hasta 4 generaciones de este turismo fiable y funcional, convertido ya en todo un clásico.

Citroën DS: Su diseño futurista, casi de ciencia ficción, le otorgaba una elegancia y presencia únicas. Además, su tecnología fue una de las más punteras de la época. De este vehículo han salido varias versiones deportivas que no han hecho más que agrandar su leyenda.

Mini Cooper: Elegante y fiable, este modelo también ha marcado época. En parte gracias a unas prestaciones de ensueño. Cuenta con múltiples generaciones y se trata de uno de los modelos más versionados en la actualidad.

Simca 1.000: En su momento se vendieron más de dos millones de unidades, algo que parecía imposible para la época. Se trata de un vehículo de cuatro puertas, cuadrado y pequeño pero cómodo, práctico y sobre todo, histórico.

Volkswagen Golf: Uno de los coches más vendidos de la historia (alrededor de 30 millones de unidades comercializadas), y todo un clásico desde el mismo día que se concibió. Entre muchas otras cosas, destaca por su gran número de versiones.

Renault 4: Desde los 60 hasta principios de la década de los 90, el Renault 4, apodado 4 latas en nuestro país, marcó un nuevo concepto de funcionalidad y practicidad generando un éxito incuestionable en su comercialización.

Seat 800: La versión sedán del 600 fue un vehículo muy exitoso durante los años 60 y 70, ofreciendo más espacio y habitabilidad para las familias que lo utilizaron. Además, también se empleó frecuentemente como taxis de la época.

 

FOTO 2

El Ford Escort original fue uno de los modelos americanos que más éxito tuvo en Europa

 

Lo retro está de moda

El mercado de la restauración de coches lleva años en auge. Muchos coches históricos de los 60 a los 80 están a la venta, y la posibilidad de hacerse con uno de ellos no es difícil. Por ejemplo, debido al éxito del que disfrutó el Seat 600 durante tantos años, conseguir piezas suyas para restaurar tu propio coche es relativamente fácil.

Y si lo que te interesa es que las piezas de tu coche, ya sea retro o actual, funcionen a la perfección, Euro Repar Car Service es tu mejor elección. Porque te realizamos cualquier tipo de intervención, te ofrecemos asesoramiento personalizado y una relación calidad-precio que marca la diferencia.

FOTO 3

Las infinitas versiones del mítico Volkswagen Beetle, confirman el éxito de este modelo