Autopistas que son un destino en sí mismas

A lo largo y ancho del planeta existen grandes autovías o autopistas que por sus increíbles paisajes, curvas o excepcionalidades, hacen que recorrerlas con el coche sea un auténtico placer. Y es que, en muchas ocasiones, importa más el viaje que el destino.

A continuación, describiremos algunas de las carreteras más espectaculares y famosas del mundo en base a los test drive de algunos modelos de vehículos.

 

BLOG 1

La Route 66 quizá sea la carretera más icónica del mundo.

 

Grandes carreteras del mundo

Ruta 40 (Argentina): Con 5.200 km de recorrido en paralelo a la cordillera de los Andes, la Ruta 40 se extiende por la Patagonia austral atravesando 21 Parques Nacionales y 18 ríos. El puerto Abra del Acay alcanza los 5.200 metros de altitud.

Great Ocean Road (Australia): Esta carretera de 243 km de longitud discurre por el estado de Victoria y permite disfrutar de auténticas joyas naturales, como las grandes rocas erosionadas por el viento del Arco de Londres y de los 12 Apóstoles.

Route 66 (EEUU): La ruta más cinematográfica del mundo- escenario de películas como Easy Rider o Duell, une Chicago con Santa Mónica, en el estado de California. Tiene más de 4.000 km y atraviesa 7 estados.

Route Napoleón (Francia): Esta carretera de 325km de largo, recorre el camino que Napoleón siguió para recuperar su trono tras un año en el exilio. La ruta pasa por regiones llenas de encanto como Provenza, Alpes, Costa Azul y Rhône-Alpes.

Furka Pass (Suiza): Este paso discurre por la carretera 19 de Suiza y es uno de los puertos de montaña más altos del mundo. Ubicado en el corazón del país helvético, su recorrido ofrece unas vistas espectaculares.

Recorrer todas las carreteras del mundo es como intentar leer todos los libros del mundo, una tarea inabarcable. Por eso queremos destacar otras vías fuera de serie, como la primera autopista solar del mundo (construida en Jinan, China) o la carretera Panamericana (une Alaska con la Patagonia), que con sus 25.800km ostenta el Guiness de la carretera más larga del mundo.

 

BLOG 2

La Ruta de Napoleón atraviesa paisajes llenos de encanto, como Provenza.

 

¿Y en España?

Gracias a la gran diversidad de climas y paisajes que ofrece la Península Ibérica, muchas carreteras españolas bien podrían incluirse en la lista. Sobran ejemplos: el desfiladero de Hermida, situado en la cordillera Cantábrica; el valle del Jerte en Extremadura; la Costa Brava de Lloret a Tossa de Mar, en Girona; la Ruta de los Molinos en Castilla la Mancha…

Como ves, hay muchas alternativas disponibles para disfrutar de la carretera sin la necesidad de irse muy lejos. Y recuerda que para disfrutar de cientos de kilómetros de curvas, picos y paisajes de ensueño, debes revisar el estado de los neumáticos, su equilibrado de ruedas y los niveles de aceite y filtro. Y si tienes alguna duda respecto a estas cuestiones u otras que pueden afectar a la mecánica, ven a Euro Repar Car Service y confía en auténticos profesionales especializados en el mantenimiento y cuidado de tu coche.

 

BLOG 3

El desfiladero de Hermida constituye una de las vías más espectaculares de nuestro país.

Coches históricos del séptimo arte

El sector de la automoción y el mundo del cine han tenido múltiples idilios a lo largo de la historia. Tanto es así, que muchas películas son recordadas, entre otras cosas, por los modelos que se utilizaron en ellas.

Sin embargo, ¿estos automóviles de cine se utilizaron en la vida real? ¿Triunfaron en su comercialización o se quedaron en un bonito recuerdo? ¿Se pueden ver en museos o exposiciones? En las siguientes líneas, desvelaremos todas estas cuestiones y algunas más.

 

foto 1 ok

El Aston Martin de James Bond es al menos, tan elegante como su conductor.

 

Nuestro top 10 de coches de cine

Aston Martin DB5: El coche más mítico de James Bond apareció en 6 películas de la franquicia, desde Goldfinger de 1964 hasta el Skyfall de 2012. Con 382 cv y una velocidad máxima de 228 km/h, el DB5 es un vehículo indispensable para los incondicionales de los deportivos clásicos y elegantes.

Ford V8 Model B: El coche que escogieron los famosos delincuentes Bonnie y Clyde para huir de la justicia en los años 30, cuya historia real fue adaptada al cine magistralmente por Arthur Penn en 1967, era un automóvil de gama media pero ágil, potente y veloz. Les valió para burlar a la policía durante un tiempo, sin embargo en esta vida nada es infinito y al final la pareja encontró la horma de su zapato.

Probe 16: Este coche apareció en la adaptación cinematográfica que firmó Kubrick del libro de Anthony Burges, La Naranja Mecánica. Sus creadores, los hermanos Adams, solo llegaron a fabricar tres unidades. Quizá por su estructura casi de ciencia ficción y nulamente comerciable: una carrocería de fibra de vidrio, un chasis de madera y una cabina como la de un avión de combate. Aun así, Alex y sus drugos lo convirtieron en una leyenda de la automoción y del cine.

Plymouth 58: El coche que eligió John Carpenter para adaptar la novela de Stephen King Christine, fue el Plymouth Fury del 58 fabricado por Chrysler. Debido a la popularización de la película en los 80 y a que se fabricaron muy pocas unidades, este modelo es una pieza codiciada entre los coleccionistas, pese a representar un papel diabólico en el clásico de terror de Carpenter.

Lancia Stratos Zero: En la película Moonwalker, Michael Jackson eligió este modelo de diseño futurista creado por Bertone. Para el film del rey del pop, se cambió el color anaranjado original al gris, y se añadieron unos tapacubos cromados y cuatro tubos de escape. Una joya del diseño de automoción y también, del séptimo arte.

Cadillac Miller Meteor: El vehículo escogido por los míticos Cazafantasmas y tuneado bajo el nombre de Ecto-1, es una maravilla que en los años 50 sirvió para transportar pacientes a los hospitales, para realizar servicios funerarios o como lujosa limusina. Los coches originales de los cazadores de entes paranormales más famosos del mundo se encuentran en los estudios de Sony Pictures.

DeLorean DMC-12: Quizá el vehículo más emblemático del cine, al menos en los últimos 40 años, es el que creó el doctor Brown en la genial trilogía de Regreso al futuro. Considerado un coche excéntrico y de diseño imposible, su fabricación y proyección comercial solo duró un año: del 81 al 82, tres años antes de que saliera la primera película. El Dr. Brown decía: “si vas a construir una máquina del tiempo en un coche… ¿Por qué no hacerlo con clase?” No se equivocó.

Batmóvil: Desde el famoso Lincoln de Ford en la serie de los 60 hasta El Acróbata de la reciente saga de Christopher Nolan, los coches del Caballero Oscuro son una pasada. Pero quizá, el más mítico y elegante es el que creó Tim Burton para sus Batman y Batman Returns: un coche alargado, bajo y liso que combinaba el diseño de un Bugatti del 57 con el Porsche 962 y todo, sobre el chasis de un Chevrolet Impala. Casi nada.

Ford Falcon Coupé XB GT del 73: No podía faltar en la lista el apocalíptico coche que conducía Mel Gibson en la saga Mad Max: un coche exclusivo para el mercado australiano y del que se fabricaron menos de 1.000 unidades. El Interceptor V8, tal y como fue bautizado en la película, estuvo en el Museo de motor de Australia hasta 1995, cuando pasó al Cars of Museum de Reino Unido.

Chevy Nova SS del 70: El muscle car que eligió Quentin Tarantino para la película Death Proof, es un habitual en numerosas road movies de serie B. Este vehículo fabricado por la división Chevrolet de General Motor, recibió múltiples modificaciones para la realización de la película: la calavera con los dos rayos en el capó, la figura del pato de metal que encabeza el frontal, los refuerzos y la jaula de seguridad en los asientos traseros… Con todo esto, es normal que Kurt Rusell perdiera el juicio cada vez que se subía en él.

 

No están todos los que son pero son todos los que están.

Evidentemente, resulta muy difícil elaborar un ranking como este del gusto de todos… Son tantas películas y tantos coches, que al final se parece al dilema de elegir entre el padre o la madre. ¿Cómo olvidarnos del Lexus 2054 Concept que conducía Tom Cruise en Minority Report? ¿O el Audi RSQ Concept para el film Yo Robort, que el mismísimo Isaac Asimov hubiera pagado por contemplar? El Ford de Luxe del musical Grease, el Chevrolet para la NASCAR de Días de Trueno, el Toyota Supra Targa de la saga Fast and Furious (o cualquiera de los otros cochazos que salen a lo largo de sus ocho películas), el Mercury Monterey que conducía Sylvester Stallone en Donde Termina la Ley…

Y recuerda, para dejar tu coche de cine realiza cualquier operación en tu Euro Repar Car Service más cercano, y disfruta de la garantía de contar con auténticos profesionales en el cuidado y mantenimiento de tu vehículo. Te sentirás como una “estrella”.

 

foto 2 ok

El DeLorean DMC-12 quizá sea el coche más famoso y representativo de una película y de toda una época.

¿Para qué fue creado el sistema Start/Stop?

Los sistemas de parada y arranque automático del motor Start/Stop, se han convertido ya en una de las tecnologías más habituales en nuestros días, desde pequeños turismos a súper deportivos de lujo, en pos de reducir consumos y emisiones.

El sistema fue concebido para acabar con esas situaciones donde permanecemos parados con el motor en marcha, situaciones que representan de media el 30% de los trayectos habituales en ciudad. Por eso, equipar un sistema Start/Stop puede reducir el consumo hasta un 15% según mediciones en ciclo NEDC.

La estructura del sistema Start/Stop se compone de un motor de arranque reforzado, una batería resistente y un motor de combustión interna optimizado para no verse perjudicado por la lubricación y refrigeración en los continuos intervalos de parada y arranque. Con el paso de los años se han concebido diferentes variables de esta tecnología: alternadores reversibles o sistemas de carga paralela mediante condensadores para aliviar a la batería principal de las constantes cargas y descargas.

 

FOTO 1

El sistema Start/Stop cuenta con un botón para activar o desconectar esta tecnología

 

¿Existe riesgo de avería?

Para la mayoría de los conductores, aún quedan dudas por despejar acerca de este sistema, pero… ¿Existe algún riesgo real de avería? ¿Merece la pena desactivar la función Start/Stop? Lo cierto es que la función de esta tecnología ha sido diseñada para que su uso no implique ningún defecto del coche durante la conducción. Sin embargo la idea de parar y arrancar el coche reiteradas veces no se ve con buenos ojos, en gran parte debido al desconocimiento de la gente con respecto a este sistema de arranque, que ofrece una vida útil mucho mayor que los alternadores y motores de arranque antiguos.

También es verdad que en los comienzos del sistema Start/Stop, se dieron casos en que la batería y los motores de arranque se estropeaban prematuramente. Defectos que ya han sido corregidos reforzando baterías y alternadores optimizados para soportar ese trabajo extra con el motor. De todas formas estos sistemas son siempre desconectables, contando con un botón en el salpicadero para este fin.

 

FOTO 2

Este sistema garantiza una vida útil más larga que los alternadores y motores de arranque tradicionales

 

¿Y el futuro?

Los sistemas Start/Stop se han consolidado en el mercado y el próximo paso será formar parte de los asistentes de eficiencia predictiva, sistemas que determinan cuándo circular con el motor en marcha o apagado para buscar el máximo ahorro en consumo. Es decir, serán capaces de conocer las necesidades de potencia en cada punto del recorrido, ofreciendo la posibilidad de circular con el motor apagado, en marcha o una conducción en vela.

Por último, ya tengas un vehículo con o sin sistema Start/Stop, cuídalo acudiendo a revisiones de mantenimiento regulares y realiza el cambio de aceite y filtro en Euro Repar Car Service para asegurar un funcionamiento óptimo del motor.

 

foto 3 peqeña

La tecnología Start/Stop se ha implantado con éxito en todas las categorías, desde modestos turismos hasta deportivos de lujo.

La producción mundial de vehículos, en cifras

La Organización Mundial de Fabricantes de Vehículos (OICA por sus siglas en francés), a la que pertenece la Asociación Española de Fabricantes de Vehículos y Camiones (Anfac), ha publicado los datos de producción global de automóviles en 2017.

Durante el año pasado se fabricaron un total de 97.302.534 vehículos en todo el planeta, un aumento del 2,4 % con respecto al año anterior. Y como viene siendo habitual en los últimos años, el Grupo Volkswagen y Toyota Motor Corporation encabezan la lista de los mayores fabricantes de coches a nivel mundial.

En las siguientes líneas, analizaremos la lista de países que encabezan la producción mundial de vehículos y qué papel tiene España en este ranking.

 

FOTO 1 OK

En 2017, se fabricaron 97.302.534 vehículos a nivel mundial

 

España, octavo fabricante mundial de vehículos.   

Un año más, nuestro país ocupa el octavo puesto entre los 10 países que más producción automovilística desarrollaron, con un total de 2.848.335 unidades construidas (2,9% del total mundial) Si comparamos estas cifras con las mostradas en el ejercicio anterior, vemos que se han construido menos coches, ya que en 2016 se llegó al 3% de la producción mundial.

Por otra parte Brasil, que en 2017 rozó los 2,7 millones de vehículos producidos (un crecimiento del 25,2% respecto al año anterior) ocupa la novena posición y amenaza con desbancar a España en el ranking. Francia, con un incremento del 6,5% respecto al año anterior, escala a la décima posición con 2.227.000 vehículos fabricados.

 

 FOTO 2

Pese a que se fabricaron menos vehículos que en el ejercicio anterior, España sigue conservando la octava posición en el ranking mundial de producción de vehículos.

 

Predominio asiático en el top 10 de países que más vehículos fabricaron en 2017

Analizando las regiones continentales, los países asiáticos siguen dominando con mano de hierro la producción mundial de vehículos. Eso sí, con permiso de EEUU (segunda en el ranking) y de Alemania (cuarta)

A continuación, os mostramos los países que ocupan el top 10 en cuanto a fabricación de vehículos, así como su producción total en 2017 y el crecimiento o descenso que han experimentado con respecto a 2016.

China: 29.015.434 unidades (3,2%)

Estados Unidos: 11.189.985 unidades (-8,1%)

Japón: 9.693.746 unidades (5,3%)

Alemania: 5.645.581 unidades (-1,8%)

India: 4.782.896 unidades (5,8%)

Corea del Sur: 4.114.913 unidades (-2,7%)

México: 4.068.415 unidades (13%)

España: 2.848.335 unidades (-1,3%)

Brasil: 2.699.672 unidades (25,2%)

Francia: 2.227.000 unidades (6,5%)

Por último, queremos recordarte que no es lo mismo producir vehículos a gran escala que mantenerlos y cuidarlos. Por eso, como cliente final que eres, te recomendamos que hagas revisiones y operaciones de mantenimiento periódicas en uno de los más de 660 talleres multimarca que Euro Repar Car Service pone a tu disposición en España.

 

FOTO 3 OK

EEUU, Alemania y sobre todo, las potencias asiáticas dominan el escenario mundial en la fabricación de automóviles